martes, 14 de abril de 2009


Buscando entre los muertos
alguna señal de vida.

Desenterrando los restos
de lo que una vez fue lo nuestro.

Tratando de resucitar
lo que esta muerto.

Y te busco...
Y te lloro...
Y te siento...


Pero no estas...

Solo quedan las cenizas
de un gran fuego.

El sabor agridulce en la boca
que deja la despedida.

Las lagrimas calientes
que queman las mejillas.

Y el ardor en el pecho
que asfixia...ahoga.

Y te busco...
Y te lloro...
Y te siento...

Pero no estas...

Libélula





3 comentarios:

ElPoeta dijo...

Son fantasmas del ayer que se presentan casi sin darnos cuenta... Besos,
V.

Iss dijo...

AVECES ES BUENO RECORDAR AUNQUE SEA DOLOROSO, LO QUE NO SE DEBE ES ANCLARSE A UN PASADO QUE NO VOLVERÁ...

OCUPA TUS HERMOSAS ALAS PARA VOLAR POR NUEVOS CIELOS, SEGURO TE ESPERAN

CON CARIÑO PARA TI LIBELULA...

Massy dijo...

Nena, me pregunto por que casi siempre escribes, como si fueras yo....detallas tambien mis sentimientos como si vivieras en mi...

realmente escribes divino me encanta.

Un abrazo fuerte